X

@Unsplash

Cambio climático

España contra el cambio climático: las 5 medidas clave para frenarlo

Nuestro país ha puesto en marcha su primera ley para combatir el calentamiento global basándose en una serie de medidas que nos conciernen a todos.

Por Diana Torres

25 de mayo de 2021 / 11:08

Ver iniciativas que sustentan políticas tan importantes como las que necesita el medioambiente para asegurar nuestra salud y nuestra propia supervivencia es siempre motivo de alegría. Aunque en España hemos tardado bastante más que otros países en despertar ante la amenaza inminente que supone el cambio climático, por fin se ha dado un paso hacia la protección del planeta.

La responsabilidad está en nuestras manos, y por ello decenas de países han debatido profundamente para plantear una serie de medidas que puedan reducir notablemente la huella de carbono. Una de las últimas regiones en hacerlo, como decimos, ha sido nuestro país, que recientemente aprobó su primera ley para combatir el cambio climático.

Pese a que algunos grupos políticos votaran en contra, el nuevo estatuto contó con el apoyo de la mayoría del Congreso. De hecho, todas las enmiendas introducidas en la Cámara alta fueron aprobadas para el texto final, dada su importancia para luchar al unísono contra el calentamiento de la Tierra: “Es una ley que el país necesita y que se había postergado demasiado tiempo. Hay amenazas y riesgos que no distinguen colores políticos, pero sí que se ceban en los más vulnerables: nuestra generación tiene la gran obligación de afrontar el cambio climático”, explicaba la cuarta vicepresidenta del Gobierno y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera.

Dentro de las implicaciones de esta nueva ley, el objetivo principal se sitúa en la “descarbonización” de la economía dentro de nuestras fronteras. Con la meta situada en el 2050, se espera que España tan solo emita los gases de efecto invernadero que puedan reabsorberse, una medida que supera con mucho lo establecido en la ciudad finlandesa de Lathi, Capital Verde Europea 2021, que piensa ser neutra en Carbono en 2025.  En el caso español, el Gobierno hará frente a múltiples medidas, como la incorporación masiva de fuentes de energía renovables y la utilización de electricidad con origen limpio o eficiencia energética en hogares y edificios.

Pero, ¿cómo conseguiremos alcanzar estos objetivos en un tiempo inferior a treinta años? Para ello, la ley ya ha puesto en marcha algunas obligaciones que repercutirán en toda la población. Las desgranamos en 5 claves:

@Getty

1.Recortes en las emisiones de CO2

Uno de los grandes detonantes del cambio climático es el efecto invernadero. La atmósfera acumula gases que resultan altamente nocivos para nuestra salud y son provocados por la quema de combustibles fósiles, la ganadería o la deforestación.

Para poner fin a este problema se espera que España sea “neutra climáticamente” en 2050. Este objetivo se alcanzaría si la resta entre la cantidad de gases de efecto invernadero que lanza la atmósfera y la cantidad que se retiene da 0.

Para conseguirlo, el Gobierno ya ha preparado una estrategia que será revisada de nuevo en 2023 para conocer de primera mano si está dando los frutos deseados. Sin duda, estas dos próximas décadas pueden ser decisivas para marcar el destino de la Tierra.

2.Se acabó el consumo de energía innecesario

Según el último inventario nacional del Ministerio de Transición Ecológica, el 75% de los gases emitidos a la atmósfera desde nuestro país vienen producidos por la obtención de energía. Por ello, uno de los principales factores a tener en cuenta frente al cambio es la alternativa a la hora de conseguir energía sin emitir tantísimos gases al aire.

El Senado espera que en poco menos de 30 años, el total de la electricidad sea generado con fuentes renovables. En 2030, el origen de la energía deberá ser limpio y España debería estar utilizando un 39% de esta para lograr el cumplimiento de la ley.

3.Fin de la venta de automóviles de gasolina y gasoil

El transporte por carretera libera al aire unos 84 millones de toneladas de gases tan solo en España. Unos datos que han obligado a nuestro país a tomar medidas y a marcar el 2040 como el último año en el que se podrán vender automóviles con motores de combustible, ya sea gasóleo o gasolina. No obstante, después de ese año los vehículos ya comprados podrán seguir circulando.

Para frenar la contaminación por parte de los vehículos, Madrid Central se ha convertido en el modelo a seguir para toda nuestra región. Tanto es así, que el Gobierno ha establecido la obligatoriedad de que los municipios con más de 50.000 habitantes establezcan una zona de bajas emisiones similar a la de la capital.

Por su parte, Greenpeace ya trabaja en otras alternativas que supongan un coste menor para el medioambiente mientras que están al alcance de todos. La ONG ambientalista no descarta “abrir la puerta al gas fósil”, una solución que a priori solo se veía viable en el sector aéreo.

4.Elaboración de un plan de eficiencia para los hogares

Con tan solo los próximos seis meses como plazo, nuestro Gobierno está obligado a aprobar un plan de rehabilitación de viviendas. Se trata de una serie de pautas que ayudarán a que las personas aprovechen mejor la energía dentro de sus hogares. Además de consumir menos, estarán contribuyendo a la mejora de sus propios ahorros.

5.Adiós al petróleo, al gas y al uranio

La ley espera que poco a poco en nuestro país se asiente una costumbre que termine por abandonar la dependencia del petróleo. Para ello, se prohibirá la búsqueda de combustibles fósiles dentro de nuestro territorio.

El Congreso también ha decidido despedirse de la minería del uranio.

@Getty

La posible cara B de las medidas ecofriendly

No obstante, la puesta en marcha de estas normas podría acarrear algún efecto secundario que no encajaría con la idea de respetar al medioambiente. Y es que la construcción de infraestructuras que generen electricidad desde energías renovables, implica la destrucción de los ecosistemas allá donde se implantan.

Para evitar llegar a este punto, el desarrollo deberá hacerse poco a poco y de manera responsable.

Esta nueva normativa llega cinco años después de que se alcanzara el acuerdo de París contra el Cambio Climático, un marco global con 195 firmantes que marcó claros objetivos mundiales y de la humanidad para reducir el calentamiento de nuestro planeta. De hecho, el cambio hacia un mundo más ecológico ya ha calado, sobre todo, en varias zonas de Europa, donde se encuentran algunas de las ciudades más sostenibles.

En los últimos años se ha hecho aún más notable el cambio climático, tanto en las temperaturas como en la pérdida de biodiversidad. Nos hemos visto obligados a convivir con temporales, precipitaciones, nevadas o altas temperaturas a las que no estábamos acostumbrados, por lo que contar con medidas como las que nos llegan ahora se hacen más que evidentes. Esperemos que hayamos llegado a tiempo de amortiguar ese impacto.

Temas

Medioambiente

Welife hoy

MERCEDES-EQ WELIFE FESTIVALMODA SOSTENIBLEYOGA MINDFULNESS

Otros temas de Sostenibilidad

Welife hoy

MERCEDES-EQ WELIFE FESTIVALMODA SOSTENIBLEYOGA MINDFULNESS

Otros temas de Sostenibilidad