X

@Unsplash

Anímate a leer

¿Te encanta leer pero no encuentras el momento? Tenemos la solución para que puedas crear el hábito

Con estos sencillos consejos conseguirás encontrar fácilmente ese hueco que crees no tener para leer en tus días más ajetreados.

Por Diana Torres

16 de junio de 2021 / 10:58

¿No te da la vida para todo y, además, quieres leer? No te preocupes, cuando tenemos muchas responsabilidades y poco tiempo libre, solemos pensar que no nos queda ni un minuto al día para dedicarlo a algo que no sean las obligaciones o el descanso. Pero estamos equivocados.

Mejorar los hábitos de lectura es muy fácil, gracias a la flexibilidad que nos proporciona esta práctica. Cualquier momento es bueno para ponernos a leer. Si lo pensamos bien, en las 24 horas del día siempre queda un rato en el aire, ya sea en una sala de espera o en un trayecto en transporte en el que no sabemos qué hacer para que el tiempo pase más rápido y terminamos tirando del móvil… Un libro siempre va a ser la mejor solución.

Teniendo en cuenta lo beneficiosa que puede resultarnos la lectura en nuestra vida cotidiana y para explotar al máximo las capacidades de nuestra mente, este ‘pasatiempo’ podría convertirse en un verdadero hobbie. Olvídate de excusas y anímate a comenzar ese libro del que todo el mundo habla o ese otro que llevabas tiempo queriendo leer. Incorporar este hábito en tu día a día será más fácil de lo que piensas.

Lectura: todos los beneficios de leer para la mente
@Unsplash

Como bien indican los profesionales de la aplicación web de psicología therapychat, a veces no nos damos cuenta de los numerosos beneficios psicológicos puede proporcionarnos la lectura. Sin embargo, con esta lista de consejos básicos para fomentar el hábito de la lectura podrás conseguir todas las ventajas que ésta propone. Si eres de los que ponen la ‘excusa’ de la falta de tiempo, no te pierdas los siguientes trucos:

  1. Aprovecha los momentos de desconexión. Pese a que al principio pueda resultarte costoso añadir la lectura a tus momentos de relax durante el día, una vez que lo pruebes no podrás dejarlo. Esta es una práctica que requiere constancia, y qué mejor momento para coger un libro que cuando estamos en el transporte público, justo antes de dormir o después de comer mientras lo acompañamos de un café.
  2. Asocia leer con el placer. Antes de todo debes considerar a la lectura como ese momento en el que te quedas solo contigo mismo, un tiempo dedicado únicamente a ti. Si consideras a la lectura una obligación o sigues un ritmo más rápido del que necesitas, terminarás dejando olvidado ese libro que tanto te ilusionaba.
  3. Encuentra tu libro. Da igual que prefieras: novela romántica, poesía, libros de historia, comics… Lo importante es que identifiques tus gustos y desarrolles el hábito de la lectura a partir de temas que te interesen de verdad. Tal vez con el paso del tiempo decidas cambiar de género y probar con otros.

Para encontrar un libro que pueda interesarte primero prueba a pensar en un tema específico, una época de la historia, un lugar o un autor. Una vez que tengas claros estos cuatro puntos la búsqueda te resultará mucho más sencilla, ¡y seguro que aciertas!

  1. Descubre tu lugar. Es tan importante escoger un buen libro o un buen momento como lo es el lugar en el que comencemos a leer. Pese a no existir un “lugar bueno o malo” en concreto, cada uno tenemos ciertas preferencias. Intenta encontrar un sitio que te transmita paz, ya sea un jardín lleno de plantas o el sofá de tu casa. Enfócate preferiblemente en sitios cómodos, bien iluminados y sin distracciones, tres factores que te ayudarán a reconciliarte con la lectura, y quién sabe si a volverte un adicto a ella.

Está claro que los comienzos no son fáciles. Lo más difícil de un hábito es empezarlo, y en el caso de la lectura, lo mejor será dar el pistoletazo de salida con metas cortas como 2 minutos o 10 páginas. Si incluso esto te parece complicado, prueba a tan solo abrir el libro. Te sorprenderá que un gesto tan simple como ese durante varios días te creará un hábito que irá evolucionando con el paso del tiempo. Si por el contrario ya eres un lector amateur, intenta superarte estableciendo un periodo de lectura más grande, como 30 minutos o un capítulo entero.

No te preocupes si en un momento dado tienes que cambiar de libro porque es aburrido o si consideras que tu ritmo de velocidad leyendo es bajo. La lectura no es una competición. Tómate el tiempo que necesites para terminar tu libro, y además, si eras de no leer mucho, poco a poco conseguirás más fluidez leyendo.

Si no sabes aún por qué libro decantarte, te dejamos una lista de las obras más curiosas y conocidas del panorama internacional. Nada mejor que comenzar tu andadura en la lectura con un clásico, de los que nunca fallan:

  • ‘En busca del tiempo perdido’. Este libro ostenta el Guinness de los récords al ser el más largo del mundo, con sus 3.031 páginas. Tal vez un tanto arriesgado para los nuevos en este mundo, pero perfecto para los lectores asiduos.
  • ‘Winnie The Pooh’ o ‘El Hobbit’. ¿Qué podrían tener ambos en común? Pese a tener tramas totalmente diferentes, ambos libros fueron escritos por sus autores como cuentos infantiles para sus hijos. Quién iba a decirles que años después serían conocidos mundialmente.
  • El Quijote. La novela de Miguel de Cervantes encabeza la lista de más vendidas del mundo con más de 500 millones de copias. Sin embargo, el libro más vendido del mundo es ‘La Biblia’.
  • Códice Leicester’. Una copia del original de Leonardo DaVinci es mundialmente conocida por ser el libro más caro del mundo. Bill Gates se hizo con esta reliquia por la gran cantidad de 30.8 millones de dólares.
  • ‘La Historia de Genji’. La japonesa Murasaki Shibiku fue la primera persona en escribir una novela escrita, en 1008.
Cómo fomentar el hábito de la lectura
@Pixabay

Para conseguir un extra de motivación, también puedes compartir la experiencia que te proporciona la lectura con tus amigos y familiares. Utiliza las redes sociales para coger algunas ideas de libros y para compartir los tuyos propios, y así también estarás animando a otras personas para que den una oportunidad a la lectura. También cada vez existen más clubs de lectura en los que además puedes charlar con otras personas sobre un libro en particular, para una mayor conexión con la lectura y el entorno.

Como ves, todo son ventajas. Sólo hay que tener un poco de constancia y comenzar… por qué no. Hoy mismo.

Temas

Psicología

Welife hoy

MERCEDES-EQ WELIFE FESTIVALMODA SOSTENIBLEYOGA MINDFULNESS

Otros temas de Mente

Welife hoy

MERCEDES-EQ WELIFE FESTIVALMODA SOSTENIBLEYOGA MINDFULNESS

Otros temas de Mente