X
los arquetipos son herramientas de autoconocimiento

Los arquetipos son patrones de comportamiento que forman parte del inconsciente colectivo. / Unsplash.

PSICOLOGÍA

Entiende los arquetipos y aprende a conocerte mejor

Detrás de cada uno de ellos se esconde la llave para conectar con cada una de las partes de nuestra personalidad. Son patrones de comportamiento que forman parte del inconsciente colectivo.

Por Mónica Heras

4 de octubre de 2022 / 16:28

Uno de los primeros en hablar de los arquetipos fue el médico psiquiatra Carl Gustav Jung, fundador de la escuela de psicología analítica y colaborador de Freud en una primera etapa. Él defendió, que la mente humana retiene aspectos psicológicos inconscientes, provenientes de nuestros antepasados, y para darles explicación se valía mucho de la mitología o de la interpretación de los sueños.

Los arquetipos son patrones universales que residen en el inconsciente colectivo de todos nosotros. Según Jung, no se aprenden, sino que son innatos y hereditarios,  formando parte de nuestra motivación más básica y a través de los cuales aprendemos y evolucionamos.

Para muchos se han convertido en una herramienta estupenda de autoconocimiento. Se permiten transitarlos en distintas etapas de la vida, habitarlos y sacar lo mejor de cada uno para comprender lo que les está sucediendo. Sofía Gutiérrez González es una de las que lleva años trabajando con ellos, acompañando mujeres a conocer sus procesos y a despertar con la diosa que llevan dentro, y nos ha explicado cómo podemos valernos de los arquetipo para crecer como personas.

SUSCRÍBETE a nuestra newsletter y recibe todas nuestras novedades para tu cuidado y bienestar.

Los arquetipos como herramienta de autoconocimiento

Todas hemos crecido escuchando cuentos e identificándonos más con unos personajes que con otros. ¿Qué hace que algunos nos resulten atrayentes y queramos parecernos a ellos?, ¿qué provoca que otros nos sean ajenos?, ¿podemos elegir lo que queremos ser o nuestra personalidad está predeterminada?, reflexiona Sofía.

«Los arquetipos son los moldes, conjunto de cualidades y características, roles, que determinan el tipo de mujer que eres. Observa a tu madre, tu amiga, tu vecina, ¿te das cuenta de que todas ellas representan un tipo u otro de mujer? Los arquetipos no están lejos, están ahí mismo, en tu día a día, en ti y en todas las mujeres que te rodean. Vienen determinados por aquellos aspectos, dones y valores, que toman más protagonismo».

Podemos ver a esa madre entregada cuya prioridad es el cuidado –reflexiona–, a esa mujer emprendedora que tiene como foco el éxito y las metas profesionales. Reconocemos a la defensora de causas y luchadora por la justicia social o  aquella con inquietudes espirituales que valora el recogimiento y la meditación. Son sólo algunos ejemplos.

Sofía defiende que cada una de nosotras dispone –al menos potencialmente– de todos los registros, de todos los arquetipos. Sin embargo, la educación, la cultura en la que crecemos, el sistema familiar, las circunstancias,  refuerzan lo “deseable” a través determinados valores, mientras otras cualidades son juzgadas. La narrativa también ha tenido un papel de adoctrinamiento.

De ese modo, aclara la experta, vamos fijando una personalidad. Y es de ese modo también, que determinados arquetipos se arrojan la inconsciente personal y colectivo, individual o cultural. Pero nunca desaparecen del todo, sólo permanecen tras del telón. «Nosotras mismas ofrecemos un papel protagonista a determinadas voces de nuestro universo personal, mientras que elegimos silenciar otras, en demasiadas ocasiones, de manera inconsciente«.

Los distinto arquetipos

Para poder comprender mejor estos patrones y trabajar con ese inconsciente, Sofía ha creado su propio modelo de arquetipos. «Da voz a todas tus facetas. Te permite reconocer qué rol desempeñas habitualmente, ponerle nombre, e identificar qué aspectos reprimidos, te posibilitarían equilibrio. No sentirte desfragmentada, sino habitarte desde la plenitud».

Explica que los arquetipos necesitan de acciones que saquen la luz, a la conciencia, alimentar esos valores que a veces tenemos y que no hemos sabido iluminar. «Dones que siempre tuviste y necesitan de un vehículo para manifestarse».

Los arquetipos bien canalizados, cubren necesidades emocionales, intelectuales, motivacionales o espirituales, arguye la terapeuta, y ahonda, «mi modelo la «Rueda de Ana», te guía a través de ellos, para que reconozcas que cada uno, tiene una vinculación con una etapa de la vida, con un ciclo estacional, con alguna de las fases de tu ciclo hormonal y menstrual, y a su vez, está asociado a diferentes esferas de la vida. Cada uno de ellos, enfocado en el área de tu vida donde ese arquetipo es afín o brilla, puede ayudarte a desarrollar tus potencialidades y brindarte equilibrio.

Los principales son: la Musa, La Amazona, la Amante, la Sacerdotisa, la Nutridora, la Soberana, la Sabia y la Maga.

Para Sofía Gutiérrez, la mujer de hoy en día está creando una nueva mitología. «Están regresando al cine, a la cultura, a la sociedad en general, arquetipos que a lo largo de la historia fueron tachados de perversos o condenados como poco apropiados, si una mujer los exteriorizaba. Nos inspiran nuevas historias, los cuentos se reescriben, los personajes han evolucionado y se han ampliado. Aunque también corremos el riesgo de instalarnos en el otro extremo y pretender emular a una heroína perfecta, que es capaz de todo».

«Necesitamos narrativas que nos inspiren mujeres reales. Los arquetipos habitan a través de ti, en la medida en que les permitan expresión. Pueden convertirse en el vehículo que te conduce a tu libertad».

Temas

Psicología

Otros temas de Mente

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Mente

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Mente

Suscríbete a welife y descubre la vida sostenible

Suscríbete a y descubre la vida sostenible