Asterisco ticker noticias

NO TE PIERDAS Comer proteína lo cambia todo: así te ayuda a perder kilos de más y a conseguir un peso saludable sin esfuerzo

X

Trabajo

Por qué trabajar cuatro días a la semana no afecta a la productividad (y te hace mucho más feliz)

Bienvenido al mundo del empleado feliz y motivado que trabaja menos y produce lo mismo (o más) sin reducir el sueldo. Desigual lo implementó hace año y medio y nos dan las claves de su éxito.

Por Sara Trueba Rodríguez

17 de abril de 2023 / 07:30

Recientemente se ha cuestionado el tiempo dedicado al trabajo, que no siempre está directamente relacionado con la productividad, como ha quedado demostrado ya en algunas empresas y países de Europa.  ¿Trabajar cuatro días es posible? Sí, no solo lo es sino que ya se aplica en varias empresas españolas y funciona.

Según 4 Day Week, la organización que ha realizado un experimento de Reino Unido (en el que se han involucrado casi un centenar de empresas y 3000 trabajadores), la semana laboral de cuatro días trae los siguientes beneficios para todos, no solo para el empleado:

  • Mayor productividad para la empresa.
  • Atraer y retener talento.
  • Trabajadores más felices y con mejor salud.
  • Más compromiso y motivación del trabajador hacia su trabajo.

Se nos ha impuesto un sistema que cree en generar valor para la empresa con nuestros tiempo. ¿Se puede hacer de otro modo? «El sistema actual dice que estar en el trabajo es igual a producir. Sin embargo,  sabemos que la presencialidad no asegura al 100% más resultados. El miedo trata de asegurarnos la supervivencia, pero en la actualidad tal vez tengamos que trabajar nuestra inteligencia conversacional para fortalecer la confianza en uno mismo y en el otro», apunta Carmen Mellina, coach y facilitadora en la Escuela Europea de Coaching.

El entorno cambiante exige que, para llegar al éxito, los equipos de trabajo estén plenamente cohesionados y las personas que los integran tengan máxima iniciativa pero eso, en un sistema heredado del siglo XIX, parece algo anticuado. «Los modos de incentivar la productividad son diversos, pero parece que los tiempos nos piden pensar en formas que desafíen el marco clásico. Se trata de desarrollar nuestra growth mindset y, en ese sentido, el experimento inglés provoca un desafío a un paradigma heredado del siglo XIX y que aún en el siglo XXI se mantiene. La pandemia y el teletrabajo han hecho que veamos si se puede revisar», añade la coach.

Qué es el método 100-80-100

El método es claro: 100% de salario /80% de tiempo/ 100% de productividad.

La coach atiende al cambio drástico de la estructura social desde finales del siglo XIX para entender las nuevas necesidades. «La incorporación masiva de las mujeres durante el siglo XX al espacio público, la composición demográfica, la baja conciliación actual, la posibilidad de tener al alcance experiencias vitales y buscar la felicidad desafía también a las organizaciones que pretenden trabajar al margen de todos estos aspectos, sin trabajar espacios y procesos adaptados a la riqueza y multiplicidad de intereses y necesidades que tienen las personas».

La jornada laboral de cuatro días en datos

El CEO de 4 Day Week, Joe O´Connor, responsable del estudio junto a la Universidad de Cambridge, la de Oxford y el Boston College, enumeró, al anunciar los resultados del experimento, lo que solía ocurrir en las empresas que acortaban sus jornadas. Reformar las reuniones, usar la tecnología de una manera más reflexiva y consciente o dedicar periodos al trabajo concentrado y otros a las reuniones son algunas de las claves que se extraen.

  • De todas las empresas participantes, la mitad señala que la productividad de su negocio se ha mantenido igual, mientras que el 34% asegura que ha mejorado ligeramente y el 15% que ha mejorado de manera sustancial.
  • el 92% de las empresas participantes ha continuado con la jornada laboral de cuatro días y un total de 18 lo han consolidado como algo permanente.
  • En torno a los beneficios, un aumento medio de los ingresos del 1,4% durante el estudio confirma que la productividad, traducida en términos económicos, no parece haberse visto afectada negativamente.
  • Según las conclusiones, el 15% de los empleados participantes en la investigación declararon que ninguna cantidad de dinero les haría aceptar un horario de cinco días en lugar de la semana reducida.

Cómo poner en práctica los cuatro días de trabajo

¿Cómo se puede reorganizar un equipo de trabajo para conseguir trabajar mejor y más en cuatro días en lugar de cinco?  «Se trata de focalizar de manera clara qué queremos conseguir, definir con detalle los compromisos, ser previsibles, comunicar con tranquilidad las contingencias que aparezcan. Dar tiempo para gestionar los mails, reconocer y aceptar los ámbitos de decisión, respetar los tiempos de diseño, ejecución, revisión etc…. No hay que buscar la perfección», asegura Carmen Mellina. Cada empresa deberá ponerlo en marcha, según su sector, adoptando fórmulas que no son universales para todos. En cualquier caso, parece viable.

De hecho, el Ministerio de Industria, capitaneado por Reyes Maroto, publicó en el BOE en enero de 2023 un sistema de ayudas a las empresas que se comprometan a implantar esta modalidad organizativa durante dos años. Así, las condiciones para acceder a estas ayudan son reducir el 10% de la jornada laboral, sin disminuir el sueldo y pasar de trabajar 40 a 34 horas en total.

El caso de Desigual

Algunas empresas españolas como Good Rebels, Byld y Desigual ya han aplicado este nuevo método. De hecho, Desigual ha revelado a Welife los pilares de su éxito.

Son pioneros y tienen algo de recorrido. Después de un año y medio con la medida implantada en la sede central de la firma Desigual en Barcelona, la opinión de los trabajadores es el mejor aval: «Según los datos de nuestra encuesta interna, el 90% de las personas de nuestra sede central considera que la medida de la semana de cuatro días ha aumentado su felicidad. No solo eso, el 80% cree que ha mejorado la conciliación de su vida personal y profesional y no se imagina volviendo a trabajar los viernes», nos dicen desde la marca.

¿Qué busca la empresa y qué consigue el trabajador con la jornada que ellos llaman 3+1? «Que las personas se sientan conectadas y comprometidas con el proyecto y podamos seguir impulsando el talento interno sin dejar de atraer nuevos profesionales», nos dicen en Desigual.

Dentro del plan de negocio de esta marca de moda, que siempre ha apostado por hacer las cosas de un modo diferente, desde la innovación, centrarse en el trabajador siempre ha sido una prioridad. Así, «crear un entorno donde los trabajadores puedan conciliar más y mejor su vida profesional y personal ha sido una guía desde el principio».

Aún están en fase de desarrollo, así que ahora buscan un plan específico para que los equipos comerciales y el personal de tienda también puedan acogerse a la medida en un futuro próximo. «El trabajo de adaptación y transformación por parte de la plantilla y de la compañía demuestra el esfuerzo compartido y eso es todo un motivo de orgullo», cuentan.

Claves de su experiencia

Flexibilizar el entorno laboral y mantener la productividad es todo un reto que han conseguido poner en marcha «con una estrategia clara y una visión compartida: que Desigual sea el mejor lugar para trabajar». Algunas claves de su transformación son el trabajo efectivo y eficiente en las horas laborales, la reorganización de los equipos y la priorización de tareas.

«Hemos logrado estos objetivos e incluso podemos decir que (según los datos de la encuesta interna) casi el 70% de los trabajadores considera que su equipo se organiza de forma más eficiente desde la implementación de la medida», nos cuentan.

El caso de Desigual es un poco diferente al de las empresas participantes en el experimento británico porque, en este caso, el modelo sí incluye una bajada de salario que la empresa asume en un 50% repercutiendo la bajada en el empleado en el 50% restante. «Todos hemos tenido que hacer un esfuerzo. Esta iniciativa forma parte de un plan más amplio para ofrecer modelos de trabajo y conciliación disruptivos. La implementación de la semana 3+1 en las oficinas centrales ha sido el primer paso hacia los modelos de trabajo del futuro», explican.

OTROS TEMAS WELIFE

MÁS NOTICIAS

WeLife hoy

Comer proteínaMujeres arrepentidasConfesiónRespirar malRiesgos Ozempic

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta