X
La luz azul daña la vista y nuestra salud

La luz azul en exceso interfiere con la producción de la melatonina./ Unsplash.

SALUD

Así nos afecta la luz azul

Seguro que estás harta de escuchar lo perjudicial que resulta mirar el móvil o la pantalla del ordenador, especialmente durante la noche. Pero puede que aún no te quede claro lo que le hace a tu salud.

Por Mónica Heras

15 de junio de 2022 / 10:58

La luz azul está en boca de todos y es que, sin ánimo de demonizarla, lo cierto es que provoca daños a los ojos y es capaz de alterar por completo los ritmos circacianos, perjudicando seriamente nuestro descanso y, en consecuencia, la salud. Pero, ¿sabes de dónde provienen las principales fuentes de este tipo de luz o cómo puedes protegerte de ella?

Para responder a estas preguntas, hemos preparado este artículo en el cual encontrarás toda la información que necesitas para mantener una buena salud ocular y gozar de un descanso reparador. ¿Nos acompañas?

SUSCRÍBETE a nuestra newsletter y recibe todas nuestras novedades para tu cuidado y bienestar.

Hablemos de la luz azul

Empecemos por entender a qué nos referimos cuando hablamos de luz azul. Para ello es necesario explicar que la luz se divide en luz visible, la cual abarca longitudes de onda de entre 380 y 780 nanómetros, y luz no visible, en la cual interviene la franja ultravioleta (luz UV) la franja infrarroja (luz IR).

Resulta interesante la relación inversa que existe entre la longitud de onda de los rayos, y la cantidad de energía que tienen. Mientras que la luz roja, ubicada más a la derecha del espectro, tiene menos energía y su longitud de onda es amplia, la luz azul emite más energía.

Las longitudes de onda entre 415 y 500 nm son las más dañinas, y se le conoce como luz visible de alta energía (HEV). Para que te hagas una idea, la luz azul y la violeta, tienen entre 380 y 440 nm y es capaz de ocasionar daños irreparables a la retina. Así que, cuando los expertos recomiendan que es importante protegernos, por algo será.

Esta luz la emite el sol, así como algunas fuentes de luz artificial. Ejemplo de ello son las bombillas LED y las pantallas de los teléfonos móviles, las tabletas, ordenadores y televisiones, que irradian altos picos de luz azul y violeta que impactan en nuestros ojos.

¿Es la luz azul dañina para la salud?

¿Sabías que el 25% de la luz blanca que vemos es de color azul? Dentro del espectro de rayos de color azul que la componen, existen diferentes tonos, cada uno de ellos con una longitud de onda diferente. No todos los rayos de luz azul son perjudiciales para nuestra salud.

  • La luz azul-violeta. Es la que tiene la longitud de onda más corta y, por tanto, es la que más energía desprende, provocando fatiga y estrés visual. También se ha asociado a la aparición precoz de la DMAE (Degeneración Macular Asociada a la Edad), una de las principales causas de ceguera en el mundo y se debe a que dañan las células que se encuentran en la mácula, un tejido sensible a la luz situado en el fondo del ojo y que no se puede regenerar.
  • La luz azul-turquesa. Esta, sin embargo, tiene grandes beneficios para la salud y es la que se encarga de regular los ciclos de sueño/vigilia, la temperatura corporal, así como los procesos cognitivos y de memoria. También está relacionada con el reflejo de constricción de la pupila, el mecanismo de la retina que utiliza para proteger a los ojos frente al exceso de luz. Además, esta luz también es importante para la correcta percepción de los colores y para la agudeza visual.

También debemos tener en cuenta la distancia a la que tenemos los dispositivos. Piensa que un ordenador solemos verlo a unos 70 cm, una tableta unos 50 cm, mientras que la pantalla de un móvil a tan solo 33 cm de nuestros ojos, lo cual agrava el problema aún más.

Algunas consecuencias de la sobreexposición

Pese a que estamos rodeados de luz azul, lo cierto es que nuestro ojo tiene pocos receptores para el color, solo un 3% del total de los conos, mientras que el verde tiene 32% y el rojo un 65%. Por si fuera poco, la parte central del ojo, carece de dichos conos, haciéndolo más susceptible aún.

Algunas alteraciones que se producen son las siguientes:

  • La luz azul en exceso interfiere con la producción de la melatonina, provocando problemas de sueño.
  • Cuando se altera dicha hormona, también afecta al metabolismo de la glucosa.
  • Ocasiona síntomas de cansancio y estrés visual.
  • A largo plazo puede provocar alteraciones en las células de la retina del ojo.
  • Favorece a la formación de cataratas.
  • Las consecuencias en niños son aún peores, puesto que sus ojos son más sensibles. Se ha observado poca calidad de sueño, menor capacidad de concentración y una bajada en el rendimiento escolar.

Así puedes cuidar tus ojos de la exposición a la luz azul

Según este estudio científico, se demostró que las personas con cataratas suelen tener niveles bajos en su retina de dos antioxidantes: luteína y  zeaxatina. La primera está presenten en el kiwi, las uvas rojas, el calabacín y la calabaza; mientras que el segundo lo encontramos en las naranjas, el melón dulce, el mango y la papaya. Además, el maíz y las verduras de hoja verde, el brécol, las espinacas o los guisantes, contienen ambos tipos de antioxidantes.

Por otro lado, la vitamina C y vitamina E, minerales como el zinc y el selenio, Omega 3 (DHA y EPA), son muy importantes para combatir los radicales libres y evitar la degeneración de nuestra vista.

También existen distintos tipos de gafas o de filtros para las pantallas de los dispositivos, los cuales protegen los ojos de este tipo de radiación.

Ahora que ya sabes el daño que hace la luz azul, entenderás por qué los expertos recomiendan que no veamos pantallas cuando la luz del sol empiece a caer. De esta forma no alteramos el reloj biológico de nuestro cuerpo, respetamos los estados de sueño/vigilia y dejamos que el organismo segregue la melatonina que necesitamos.

Temas

Vida Saludable

Welife hoy

Todo el mundo dice tener ansiedad, pero ¿realmente se sabe lo que es?Mitos sobre las dietas y la pérdida de peso que tienes que saberPure Micellar de Alqvimia, un agua micelar natural con aceites esenciales¿Conoces la Ley del Hielo? Aprende a identificarla en tu relación

Otros temas de Cuerpo

Welife hoy

Todo el mundo dice tener ansiedad, pero ¿realmente se sabe lo que es?Mitos sobre las dietas y la pérdida de peso que tienes que saberPure Micellar de Alqvimia, un agua micelar natural con aceites esenciales¿Conoces la Ley del Hielo? Aprende a identificarla en tu relación

Otros temas de Cuerpo

Suscríbete a welife y descubre la vida sostenible

Suscríbete a y descubre la vida sostenible