X
vulnerabilidad

Foto: Pexels

MENTALIDAD

Vulnerabilidad: cómo hacerte más fuerte aceptando tus debilidades

Pensamos que mostrarnos sin máscaras, auténticos y vulnerables, nos hace más débiles, cuando en realidad ahí reside nuestra verdadera valentía, en vivir fieles a nosotros mismos, aún sin garantías de nada.

Por Mónica Heras

3 de febrero de 2022 / 19:32

Pese a que todos tenemos miedos, inseguridades y carencias, vivimos en una sociedad que no las acepta y nos enseña, desde bien pequeños, a ocultarlos, asociándolos a signos de debilidad. Pensamos que si mostramos nuestra vulnerabilidad, seremos carne de cañón, cuando en realidad es ahí donde reside nuestro poder.

Es imposible vivir tras una máscara fingiendo que nada nos afecta, que estamos por encima de cualquier situación, que lo sabemos todo. Esto, no solo nos aleja de nosotros mismos y de nuestra esencia, también nos aísla del resto, nos enfrenta, incluso. Vamos a desmontar falsos mitos y a descubrir dónde radica realmente nuestro coraje.

SUSCRÍBETE a nuestra newsletter y recibe todas nuestras novedades para tu cuidado y bienestar.

Qué es la vulnerabilidad

La palabra vulnerabilidad, proviene del latín Vulnerabilis, Vulnus (herida) y Abilis (posibilidad). Por lo tanto, podríamos definirla como la probabilidad de ser herido, bien sea física o moralmente.

A lo largo de nuestra vida nos enfrentamos a todo tipo de situaciones, en muchas de las cuales somos susceptibles de ser heridos. De hecho, todos tenemos miedo de no estar a la altura en algún momento o de sentirnos rechazados, pero nos da vergüenza reconocerlo.

Entonces, ¿por qué seguir fingiendo que somos perfectos e inmunes al qué dirán? Debemos empezar a aceptar nuestras derrotas, puesto que son la representación misma de la valentía, de que nos hemos atrevido a vivir.

El poder de la vulnerabilidad

La socióloga estadounidense Brené Brown lleva años años investigando al respecto. Ha centrado su trabajo en la vulnerabilidad, la vergüenza, el miedo y la valentía, términos que van de la mano y que nos muestran el camino de la autoaceptación.

Su charla TED de 2010 cuenta con 56 millones de visualizaciones y ha logrado que la palabra vulnerabilidad esté más presente en nuestro vocabulario. También tiene un documental en Netflix titulado ‘Sé valiente’, así como montón de libros que nos ayudan a abrazar las imperfecciones como fuente de nuestra fortaleza.

Ella describe la vulnerabilidad como “El punto en el que nace el amor, el sentido de pertenencia, la valentía, la empatía y la alegría”.

Durante una larga investigación, Brown se dio cuenta de que la vulnerabilidad es el núcleo del miedo, la vergüenza y de nuestra lucha por la dignidad. Pero también es donde nace la alegría, la creatividad, el sentido de pertenencia y el amor, y sin embargo, todos peleamos contra ella.

En esta lucha, lo que hacemos es insensibilizarnos a través de nuestros apegos, bien sea a la comida, las relaciones, las drogas, las compras, etc. Sin embargo, para la socióloga está claro: “no puedes insensibilizar lo malo sin anular la dicha, la gratitud o la felicidad”.

Al final esto hace que nos sintamos perdidos, sin propósito, asustados, vulnerables, dando vida a un circulo interminable. Solo queremos deshacernos del dolor y de la incomodidad que nos causa esta sensación de no pertenencia. Para ello utilizamos varios mecanismos para esconder estas emociones:

  • Culpa: ya sea hacia nosotros mismos o hacia los demás.
  • Perfección: pretendemos una vida sin miedos ni inseguridades, en donde nada nos afecta.
  • Ignorancia: nos olvidamos de que estamos conectados. Nos convencemos de que lo que hacemos no tiene un impacto en los demás, en nuestros seres queridos, ni en el mundo que nos rodea.

Aceptarnos en la imperfección

Que la vulnerabilidad sea sinónimo de debilidad no es más que una trampa mental. A estas alturas. tenemos claro que lo importante es tener el valor de intentarlo, aún cuando no podemos controlar el resultado.

Para la Dra. Brown, la clave está en recordar que somos merecedores de amor y respeto, abrazando nuestra imperfección y permitiéndonos ser auténticos y vulnerables, aún sin garantías de lo que vaya a pasar.

Para conectar con esta valía, nos recomienda 2 acciones:

  1. Agradecer lo que somos y lo que tenemos.
  2. Recordar que somos suficiente.

“Solo así dejamos de gritar y podemos escuchar a los demás”.

En conclusión, la vulnerabilidad habla de valentía, de aceptarnos y atrevernos a mostrarnos al mundo incluso, sabiendo que podemos fracasar o resultar heridos.

Temas

EmocionesPsicología

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Mente

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Mente

Suscríbete a welife y descubre la vida sostenible

Suscríbete a y descubre la vida sostenible