X
lo que las algas pueden hacer por ti

Foto: Instagram @algas_algamar

NUTRICIÓN

Vienen del mar y no son peces. ¿Sabes qué superalimento está lleno de minerales, vitaminas y es capaz de limpiar tu organismo de metales pesados?

Si todavía no te has atrevido a introducir las algas en tu cocina, necesitas leer acerca de todas sus bondades y de lo ricas que están. Te traemos un superalimento marino, del que te vas a enamorar.

Por Mónica Heras

28 de diciembre de 2021 / 16:00

Si hablamos de superalimentos no nos podemos olvidar de las algas, ¿las conoces?, ¿has cocinado con ellas? Nos encantaría que probaras a darles un espacio en tu cocina y no solo por su delicioso sabor, también por la cantidad de nutrientes que son capaces de aportar.

Si todavía eres reticente a utilizarlas o no sabes cómo cocinarlas, no te preocupes, porque con ayuda de los que más saben del tema, nos hemos propuesto aclarar todas tus dudas.

Te hablamos de Algamar, una empresa gallega fundada en 1996 que nació con el objetivo de dar a conocer al gran valor nutritivo de las algas marinas autóctonas. Desde entonces, se dedican a la recolección, secado y elaboración de algas marinas para uso alimentario, y además con certificado ecológico.

SUSCRÍBETE a nuestra newsletter y recibe todas nuestras novedades para tu cuidado y bienestar.

¿Por qué es importante incluir el consumo de algas en nuestra dieta?

Las algas son un alimento saludable y sostenible que se consume desde hace siglos, sobre todo en Asia. Son un auténtico cóctel de nutrientes, de hecho la Organización Mundial de la Salud (OMS) las define como un alimento de alto valor nutricional.

Por si fuera poco, las algas gallegas se recolectan en un entorno natural privilegiado y los estudios concluyen que están claramente más limpias que las asiáticas. Es importante que tengan la certificación ecológica europea, que garantiza su calidad BIO y su origen.

Algas: el superalimento marino

  1. Aportan numerosos minerales y oligoelementos como calcio, magnesio, zinc, yodo, manganeso, hierro y selenio. Los minerales son necesarios para el correcto funcionamiento del cuerpo, ya que juegan un papel clave en la formación de los huesos, la regulación del ritmo cardíaco y la producción de las hormonas, entre otras funciones.
  2. Son una fuente importante de ácido fólico, que es una vitamina del grupo B-9, muy importante en la formación de los glóbulos rojos y el crecimiento saludable de las células.
  3. Las algas son ricas en nutrientes beneficiosos para el sistema inmunitario, como son los polisacáridos y la fibra alimentaria con una alta capacidad prebiótica de las algas. Por eso, ayudan a mantener tus defensas en un estado óptimo gracias a las funciones antibactericidas y antivirales de las algas.
  4. Disponen de un tipo de fibra propio y característico, los ficocoloides, una fibra soluble, que tiene efecto saciante y además sirve de agente quelante frente al colesterol y los contaminantes que haya en el cuerpo. Esto quiere decir que pueden arrastrar fuera del organismo estas sustancias. Esta es una cualidad única de la fibra de las algas.
  5. Tienen un alto contenido en vitaminas A, D, K, E, C, grupo B, B12. Además, poseen altas proporciones de compuestos bioactivos con alta funcionalidad sobre el organismo, como pigmentos, polifenoles…
  6. Contienen un alto valor de proteínas, muy superiores a los vegetales terrestres. Además están muy equilibradas en aminoácidos.
  7. Las pocas grasas que tienen son ácidos grasos esenciales como el Omega 3 u Omega 6.

Qué algas necesitas tener en la cocina

Wakame

  • Sabor delicado a mar y textura suave.
  • Puedes comerla cruda o cocinada.
  • Partiendo de deshidratado, una vez remojada 10 minutos y rociada con limón, es también ideal para consumirla en crudo en ensaladas.
  • Prueba a cocinarla arroces, cremas de verduras y pastas.
  • Utilízala en tus rellenos de empanadas, tartas saladas y croquetas.
  • También puedes tostarla para añadir un toque crunchy a tus platos ya terminados, queda genial en ensaladas y cremas.
  • Tiene 11 veces más calcio que la leche, por lo que es ideal para cuidar de la salud ósea.

Dulse

  • Sabor suave a mar y textura blanda y aterciopelada.
  • Es perfecta para marinar tofu y condimentar diferentes platos.
  • Ideal para consumirla cruda en ensaladas y gazpachos, o como aperitivo, incluso sin remojo previo.
  • Cocinada combina muy bien en sopas, fideos, verduras al vapor, cuscús, pescados, revueltos.
  • Es un gran reconstituyente en estados de anemia, fortalece la visión y es aconsejada para problemas gástricos e intestinales.

Lechuga de Mar

  • Sabor marino intenso, muy fresco y ligeramente amargo.
  • Textura laminar y consistente.
  • En copos, o cortada fina en juliana, se puede consumir cruda y añadir un toque especial a las ensaladas.
  • Es ideal para elaborar platos de pescados y mariscos, potenciando su sabor.
  • Prueba a añadirla en tus cremas y sopas.
  • Tostada resulta muy interesante para añadir a tus platos como topping.
  • Tiene propiedades antioxidantes.

Kombu

  • Sabor a mar con toques ligeramente ahumados y textura carnosa.
  • Esta alga hay que cocinarla, no se consume en crudo.
  • Imprescindible para elaborar todo tipo de guisos y platos de cuchara.
  • La Kombu va genial con garbanzos, lentejas y otras legumbres.
  • Muy utilizada en la elaboración del seitán y también en caldos.
  • También combinan bien con ensaladas y cremas de verduras.
  • Gracias al ácido glutamínico aumenta la digestibilidad de cereales y legumbres. Evita las flatulencias.

Espagueti de Mar

  • Sabor suave, recuerda a la sepia y a los chipirones. Textura carnosa.
  • Se trata de un alga muy versátil en la cocina y se puede comer cruda o cocinada.
  • Ideal para incorporar en guisos, arroces, legumbres…
  • Combina muy bien en salteados, woks y ensaladas.
  • Puedes rebozarlas, freírlas y acompañarlas de limón.
  • Tiene 9 veces más hierro que las lentejas y también destaca en vitamina C, por lo que va genial para tratar anemias y cansancio. Está indicada para dietas depurativas y adelgazamiento al ser rica en potasio, un diurético natural.

Nori

  • Sabor a mar suave que recuerda al pescado salvaje.
  • Textura laminar muy suave.
  • Es la que se utiliza en el sushi.
  • Combina genial con pescados, guisos, pastas, sopas, ensaladas, patés y salteados.
  • Puedes tostarla para espolvorearla en platos terminados y darle un toque crocante.
  • Nutre la piel y es excelente para rebajar los índices de colesterol y prevenir arteriosclerosis.

Algas Agar-Agar

  • Sabor neutro.
  • Sustituye a la gelatina animal en repostería y se usa como espesante en postres, tartas y flanes. También es utilizado en recetas saladas, como sopas, salsas y tartas saladas.
  • Se debe hervir unos 8 minutos.
  • Para hacer gelatina de consistencia dura: 1 cucharada sopera (unos 3 gramos) por medio litro de líquido.
  • Regula el tracto intestinal y actúa como prebiótico. Ayuda a eliminar el exceso de colesterol y a disminuir la absorción de grasas.

Lo ideal es empezar por las algas más suaves como son la Wakame, el Espagueti de Mar y el Agar-Agar. Y por supuesto, empezar con poca cantidad. Hay que tener en cuenta que las algas se deben utilizar como un condimento, no como un alimento protagonista del plato, de hecho se recomienda añadir 5 gramos de alga por persona.

Temas

Nutrición

Otros temas de Alimentación

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Alimentación

Welife hoy

Mejores bebidas antiinflamatoriasKombuchaInfusiones para retención de líquidosMetabolismo

Otros temas de Alimentación

Suscríbete a welife y descubre la vida sostenible

Suscríbete a y descubre la vida sostenible