Asterisco ticker noticias

NO TE PIERDAS He estado en los campos de lavanda donde nacen los pefumes más relajantes

X
Podcasts

Escúchalo en Ivoox, Spotify, Google Podcasts, Apple Podcasts, Amazon Music y Podimo

Las lecciones del Camino

Así es como el Camino de Santiago te enseña a identificar tus emociones

La psicóloga Alejandra Vallejo-Nágera explica en el podcast ‘Las lecciones del Camino’ cómo vivir la experiencia transformadora que supone este famoso peregrinaje.

Por Paka Díaz

14 de septiembre de 2023 / 12:34

De una pregunta, cómo podemos mejorar la experiencia del Camino de Santiago, ha surgido Las lecciones del Camino, un podcast de WELIFE para Correos. En él, hablamos con diferentes expertos que nos transmiten sus enseñanzas sobre esta famosa peregrinación. En cada uno de los episodios, podremos aprender a identificar nuestras emociones, escuchar a nuestro cuerpo o cultivar la ilusión.

En el primero de la serie, Identifica tus emociones, la psicóloga y experta en mindfulness Alejandra Vallejo-Nágera recorre junto a la periodista María Fernández-Miranda, directora de WELIFE, una de las etapas del Camino de Santiago. A su paso por la Carballeira de Francos, un frondoso robledal gallego, la terapeuta nos enseña a identificar todas las emociones que nos pueden asaltar mientras hacemos el Camino.

Alejandra Vallejo-Nágera durante el Camino de Santiago./Foto: Luca López.

Cómo afrontar tus emociones

La psicóloga comienza por apuntar que “el Camino de Santiago es un equivalente al camino de la vida”. De esa forma, en el período de tiempo que dediques a este peregrinaje, muy posiblemente sentirás cómo florecen emociones muy intensas en ti. Tanto positivas –alegría, libertad, comunión con la naturaleza–, como también negativas –miedo, rabia, frustración–.

TE PUEDE INTERESAR

Para la experta, “la psicología positiva ha hecho mucho daño”, apunta Vallejo-Nágera. Por el contrario, su recomendación es afrontar todas tus emociones, tanto las positivas como las negativas, porque “tienen un propósito y es avisarnos de que algo va bien, o que algo no va bien”.

Soltar los lastres mentales

Del mismo modo que podemos tender a llenar nuestra mochila de peregrino con demasiados objetos, algunos que jamás usaremos, podemos llegar cargados de lastres mentales. “En el Camino cargas con muchos ‘por si acaso’, como en la vida”, apunta la psicóloga. Una de las enseñanzas que ella misma se llevó de los tramos que ha realizado como peregrina, y que comparte, fue la de despojarse de lo accesorio. “El Camino de Santiago es un camino espiritual, donde tienes que aprender a desprenderte de todas aquellas cargas que traes contigo, para volver más liberado”, explica.

Cómo gestionar la ansiedad

Realizar el Camino de Santiago también puede ser una terapia para combatir la ansiedad, un mal de nuestra veloz sociedad. La terapeuta indica que “la ansiedad tiene mucho que ver con el control del futuro. Un futuro que se ve incierto y amenazador”. Para superar los miedos que puede suponer esa falta de certeza, Vallejo-Nágera señala que es importante disminuir la rapidez con la que habitualmente vivimos. Para ello, caminar es una gran herramienta ya que “el movimiento físico es muy rítmico y más lento. Las personas caminan a la velocidad que se permite pensar”.

Esa facilidad para pensar que proporciona andar a pie, al bajar nuestro ritmo apresurado, nos pueden ayudar a vivir en el presente. Puro mindfulness. “Así, el cerebro puede pensar y aprendes a centrarte en el presente absoluto”, explica la psicóloga, “o sea, en lo que está pasando según tú vas caminando. Te va sorprendiendo el paisaje alrededor o todos los pensamientos que te van surgiendo. La gente a la que te encuentra…”, indica.

La autora de libros como Eres más de lo que piensas o Mil cosas que debes saber sobre ti mismo para ser más feliz señala que justo vivir ese presente con intensidad, sin mirar al futuro o al pasado, ayuda a bajar la ansiedad. Además, te conecta contigo mismo, con la naturaleza y con los demás. Quizá por eso, como suelen decir los peregrinos, el Camino no se anda, se vive. “Aquí viene gente de todo el mundo. Es una forma de enriquecerte como persona enormemente, todos en un camino común”, resume Vallejo-Nágera.

Cómo no llevar cargas en el Camino

Para conectar del todo, la escritora norteamericana Jane V. Blanchard recomienda en el libro Mujeres del Camino no llegar a él buscando respuestas. Por el contrario, indica que quien se acerca a él con la mente y el corazón abiertos, se puede sorprender de lo mucho que podrá encontrar. Si con Alejandra Vallejo-Nágera aprendemos a no cargar con lastres mentales, para evitar lar cargas físicas y caminar con la mayor libertad posible, contamos con la ayuda de Correos y su Paq Mochila.

OTROS TEMAS WELIFE

Para evitar que los peregrinos carguen con peso innecesario, Correos ha creado un práctico servicio para llevar la mochila o maleta de los peregrinos hasta el alojamiento que se indique, con un máximo de 15 kilos. Así, cuando se llegue al hospedaje acordado, el equipaje estará esperándote. Siempre se entrega antes de las las 14:30 del mismo día, con una distancia máxima de 60 kilómetros. Muy útil si tenemos en cuenta que cada etapa oscila entre 10 y 35 kilómetros. Para que no haya confusiones, te mandan un mensaje cuando lo recogen y otro a la entrega. Tanto la reserva como el pago se pueden hacer online en la web El Camino con Correos.

Tras la caminata, Alejandra Vallejo-Nágera llega al Hospedaje Parada de Francos, en pleno Camino de Santiago y, allí, está su mochila esperándola. “Qué maravilla”, destaca la psicóloga, “porque fíjate el peso que traeríamos en la espalda. Qué suerte”.

No te pierdas el episodio completo del podcast en Ivoox, Spotify, Apple podcast, Amazon y Podimo.

WeLife hoy

Ayuno intermitenteVitamina DPostura corporal cocheEjercicio memoriaDuchas diarias

WeLife hoy

Ayuno intermitenteVitamina DPostura corporal cocheEjercicio memoriaDuchas diarias

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta