Asterisco ticker noticias

NO TE PIERDAS Cómo funciona la tiroides: así afecta a tu estado de ánimo y decisiones sin que te des cuenta

X
sindrome-nina-buena

No dar tu opinión y hacer lo que dicen los demás son claros síntomas de este síndrome./ Foto: Wildofx.

Salud mental

Si siempre obedeces y nunca das tu opinión, puede que sufras el síndrome de la niña buena

Se trata de aquellas mujeres que no tienen en cuenta sus propios deseos y necesidades para lograr siempre la armonía con los demás.

Por Sara Flamenco

19 de diciembre de 2023 / 13:29

A lo largo de la historia, la diferente educación en función de si eres hombre o mujer, ha causado mucho daño. En el caso de la mujer, ha sido educada bajo el prisma de la obediencia y el cuidado, lo que ha hecho que, en muchas ocasiones, ponga siempre las necesidades de los demás por delante de las suyas. Hay mujeres que, en su búsqueda de la perfección y el rechazo del conflicto, se acostumbran a no mostrar su verdadera opinión sobre las cosas, por miedo a recibir una crítica o ser rechazadas.

Esto es lo que se conoce como el síndrome de la niña buena, cuya principal característica es infravalorar lo que una siente, quiere o necesita para lograr siempre la armonía con los demás.

TE PUEDE INTERESAR

En qué consiste el síndrome de la niña buena

No se considera una patología, pero sí es algo comúnmente asociado a la mujer debido a la educación que reciben en la infancia. Esto les lleva a no cuestionar nada, sino obedecer con el único fin de ser aceptadas y tenidas en cuenta.

Para estas mujeres, ser buena implica silenciar lo que necesitan para lograr la aprobación de los demás, lo que les puede llevar a tolerar relaciones abusivas, tanto en la infancia con los amigos como en la edad adulta con parejas.

Características de las mujeres que sufren este síndrome

  • Autoexigencia: en su búsqueda por alcanzar la perfección, son muy exigentes consigo mismas, tanto a nivel profesional, como personal o físico.
  • Carecen de asertividad: reprimen sus necesidades y opiniones por temor a ser rechazadas o criticadas.
  • Nunca se enfadan: siempre están aparentemente felices, son amables, buscan el consenso, siempre se prestan a ayudar… rara vez dicen no a algo o discrepan.
  • Miedo al rechazo: les aterran las críticas y sienten que van a quedar excluídas si no hacen lo que los demás quieren.
  • Autoestima baja: estas mujeres no valoran sus capacidades, logros y valías. Se preocupan más por complacer a los demás que por cultivar su propia felicidad.
  • Cuidadoras: para ellas, es más importante cuidar al otro que a sí mismas.
OTROS TEMAS WELIFE

Consecuencias del síndrome de la niña buena

Esta forma de comportarse esconde un alto sufrimiento emocional, ya que estas mujeres reprimen sus emociones de manera constante. Asumen que para ser amadas, deben ser amables, buenas y solícitas. Esta contención y el hecho de ignorar sus propias necesidades en beneficio de las de los demás hace que sufran en silencio, lo que las lleva a ser más propensas a depresiones o ansiedad.

Cómo combatirlo

Para desactivar este síndrome, es necesario confrontarse, tomar conciencia de lo que ocurre y esforzarte por mostrar tu opinión y no acatar la de los demás por miedo a ser rechazada. Decir no, no debería suscitar el rechazo de los demás y si eso ocurre, es que esas personas no se preocupan por tu bienestar.

MÁS NOTICIAS

WeLife hoy

Masa muscular a los 50DrunchDictadura de la básculaPalabras contra la ansiedadAgamia

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta