Asterisco ticker noticias

NO TE PIERDAS Cómo funciona la tiroides: así afecta a tu estado de ánimo y decisiones sin que te des cuenta

X

¿Cómo te afecta lo que comes? /Foto: Wildfox.

SALUD MENTAL

Los riesgos desconocidos de vivir a dieta: así impacta en tu autoestima y tu salud mental

La obsesión por controlar lo que se come para no engordar daña la imagen que se tiene de uno mismo y el valor que te das como persona.

Por María Corisco

21 de marzo de 2024 / 07:30

Contar calorías, pesar cantidades, intentar no probar los hidratos de carbono, calcular cuánto, cómo y a qué hora comer… Y, al mismo tiempo, sentir culpa cuando se baja la guardia y se cae en la tentación de saltarse tantas prohibiciones. Eso es en lo que consiste vivir a dieta. Hacerlo no es fácil, pero la dificultad va mucho más allá de la restricción: esa relación con la comida de quienes viven permanentemente pendientes de ella tiene un fuerte impacto en su forma de valorarse, de quererse, de entenderse y de mostrarse al mundo. Un impacto en la autoestima, pero también, como explica la psicóloga Ana Morales, experta en coaching nutriemocional y autora del libro ¡Qué buena estoy! Tira a la basura las dietas y vive con salud emocional, en el autoconcepto.

“Autoestima y autoconcepto están relacionados con el modo en que nos definimos a nosotras mismas, pero desde diferentes ángulos”, explica:

  • El autoconcepto habla de como te ves físicamente de manera objetiva. En él entra la suma de las creencias, opiniones y el conocimiento de nuestra propia identidad personal, social o corporal. Se trata de una construcción mental que varía con el tiempo según crecemos y acumulamos en la mochila información y experiencia”.
  • La autoestima es cómo valoras esas características que ves en ti y en tu cuerpo. “Es una evaluación subjetiva de nuestra valía personal e incluye cómo nos percibimos ante la capacidad para manejar situaciones, desafíos… Con una autoestima saludable nos sentimos merecedores de amor y respeto por parte nuestra y somos capaces de exigírselo a los demás. Si es baja, dudamos de nosotros continuamente.

Ambas ideas están íntimamente relacionadas, pero hay una diferencia más: la influencia del exterior: “El autoconcepto está muy influenciado por cómo los demás nos ven. La autoestima se refiere a cómo nos valoramos con independencia de cómo nos vean los demás”.

TE PUEDE INTERESAR

Cómo te afecta vivir a dieta 

Vivir en la cultura de la dieta afecta muy negativamente a la autoestima, señala Ana Morales. “Desde esta cultura se promueven unos estándares de belleza que en muchos casos son inalcanzables y nos crean ciclos de expectativas y fracasos”.

Estos ciclos son bien conocidos por quienes viven a dieta: uno piensa que esta va a ser “la intentona de verdad, la buena”, y cuando no es así se produce el fracaso. “Con este enfoque, el fracaso nos lleva a la vergüenza y a la culpa, y nuestra percepción de nosotras mismas se devalúa completamente. Nos sentimos incapaces de alcanzar esos ideales o de mantener una dieta; esto tiene un fuerte impacto sobre la autoestima, ya que sentimos que estos ciclos de expectativa-fracaso disminuye nuestro valor como persona”.

También el autoconcepto se ve afectado, aunque de una manera más sutil y a más largo plazo, señala la psicóloga. “¿Qué piensa una persona que no puede seguir unas pautas dietéticas o alcanzar el ideal físico? Se centra solo en la parte corporal”. Desde su consulta, Ana Morales pregunta a su pacientes qué supone, dentro de su escala de valores, ese “perder peso a toda costa. Les pido que enumeren sus cinco valores y suelen hablar de familia, amor, amistad… Y el perder peso no está dentro de esos valores”.

Se da así la paradoja de que, de todas nuestras habilidades y valores, el peso no está en relación con ninguna, pero lo ponemos en el número uno del pedestal. “Descuidamos el resto, solo nos fijamos en el cuerpo y en la alimentación. Y cuando tratamos de seguir estas dietas restrictivas se nos olvida atender a nuestras necesidades físicas y emocionales”. Por el hecho de estar a dieta, decidimos que no podemos salir a cenar con nuestros amigos; por el hecho de no tener el cuerpo que deseamos, renunciamos a un plan de playa o de piscina.

OTROS TEMAS WELIFE

Estrategias para trabajar el autoconcepto

  • Trabajar el autoconocimiento: dedicar tiempo para reflexionar quiénes somos, cuáles son nuestros valores y cómo impacta sobre ellos la dieta o la cultura en la que vivimos
  • Identificar nuestros intereses, habilidades y pasiones: “Parece de Perogrullo, pero suele costarnos horrores. Hay que empezar por ahí”. Para hacerlo en plan casero, la experta sugiere por “escribir un diario en el que vayamos plasmando cuáles son nuestras habilidades. La escritura, como la palabra, ayuda a que los pensamientos no se queden en la cabeza en proceso de rumiación. Por eso también puedes hablar con personas de confianza que te diga para qué vales.
  • Establecer y alcanzar objetivos: conforme vamos trabajando objetivos y los vamos consiguiendo, “mejoramos la concepción de nuestras capacidades. Aunque sea una meta pequeñita, si la cumples te empiezas a sentir empoderada”.
  • Adquirir nuevas habilidades y conocimientos: con esto ampliamos horizontes y el campo de visión: no nos centramos solo en el cuerpo. “Aquí, el rey de reyes es redefinir las creencias limitantes, porque es importante tomar conciencia de cómo nos hablamos. Se trata de identificarlas para, después, cuestionarlas, cambiando esa forma en que nos dirigimos a nosotras mismas

Estrategias para trabajar la autoestima

  • Practicar la autoaceptación: es muy difícil, reconoce la experta, pero “una vez que lo descubres y empiezas a practicarlo, te cambia la vida”. Eso sí, se trata de aceptarnos con nuestras fortalezas, pero también con áreas de mejora: “La aceptación no significa que haya que resignarse, decirte que esto es lo que soy y hasta aquí he llegado. Pero también es importante saber cuáles son tus capacidades y que merecemos cariño y amor tal y como somos”.
  • Celebrar los logros: aunque sean pequeñitos, es importante celebrar haber sido capaz de enfrentarse a los miedos. Es algo que aumenta los sentimientos de valía personal.,
  • Rodearnos de apoyo positivo: es el momento de eliminar todas esas relaciones que nos restan, de alejarnos de personas tóxicas y acercarnos a aquellos ambientes que nos apoyan por ser quienes somos
  • Prestar atención al cuidado personal: “Hay que atender nuestras necesidades físicas, mentales y emocionales. Esto incluye una buena nutrición, hacer ejercicio, dormir bien y manejar el estrés”.

Finalmente, cuando uno se siente verdaderamente estancado -fundamentalmente en el tema de creencias- puede ser muy útil acudir a una terapia especializada. “Es importante desmontar creencias negativas, o al menos neutralizarlas”.

MÁS NOTICIAS

WeLife hoy

Masa muscular a los 50DrunchDictadura de la básculaPalabras contra la ansiedadAgamia

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta