Asterisco ticker noticias

NO TE PIERDAS Cómo funciona la tiroides: así afecta a tu estado de ánimo y decisiones sin que te des cuenta

X

La dependencia emocional es un patrón persistente de necesidades emocionales insatisfechas que se intentan cubrir de una forma desadaptativa con otras personas./ Fotograma: Emily en Paris.

Salud mental

Las claves para que tu estado de ánimo no dependa de nadie y mejores tu autoestima

Es necesario tener una buena autoestima para que tu felicidad no dependa de otros, así lo explican los psicólogos.

Por Michelle Avís Melgosa

4 de marzo de 2024 / 07:30

Sentir que tu estado de ánimo depende de otra persona o de que se produzcan ciertas situaciones es un gran obstáculo para alcanzar la felicidad. Todo el mundo quiere recibir la atención que necesita por parte del otro, y cuando no es correspondido, lo normal es que te genere cierta tristeza o decepción. Sin embargo, si tu estado de ánimo empieza a depender por completo de este tipo de carencias, te enfrentas a un problema que influye negativamente en tu autoestima y tu salud mental.

Según explica Sonia Castro, psicóloga del Insituto Europeo de Psicología Positiva, la dependencia emocional es una dependencia afectiva o sentimental. Esto consiste en «en una serie de comportamientos adictivos que se dan en una relación interpersonal, donde existe una asimetría en el rol que asume cada persona».

Cuándo se produce dependencia emocional

Se produce dependencia emocional cuando las conductas que desplegamos para satisfacerla son «patológicas y desproporcionadas», según explica. Es decir, cuando tu estado de ánimo empieza a decaer y no eres capaz de animarte si esa persona no te hace caso.

TE PUEDE INTERESAR

Lejos de ser un estado de tristeza común por una ruptura o por una gran decepción, la dependencia emocional es preocupante porque la persona dependiente muestra un «patrón persistente de necesidades emocionales insatisfechas que se intentan cubrir de una forma desadaptativa con otras personas», añade la psicóloga.

Algunas de las causas de esta dependencia a las que hace alusión Castro son la baja autoestima, el miedo a la soledad o un estado de ánimo negativo. Sin embargo, existen varios pasos que pueden ayudarte a combatir este tipo de problemas relacionados, principalmente, con la autoestima y que te ayudarán a combatir la dependencia emocional.

Las claves para que tu felicidad no depende de otros

El primer paso, según afirma la psicóloga, es ser consciente de lo que te pasa para poder asimilarlo y ponerle remedio. Lo primero, antes de buscar soluciones, es reconocer el problema, y esto es precisamente «una de las cosas más complicadas de hacer cuando alguien se encuentra en esta situación», afirma Castro.

OTROS TEMAS WELIFE

Una vez seas consciente de que esto te genera un problema, te será más fácil pasar a la acción. Es necesario identificar las cosas que haces por amor o cariño, pero que te perjudican. Para ello, la psicóloga recomienda hacer un ejercicio de apuntar en una lista todo aquello que has hecho por el otro, aunque te hiciera daño.

En este tipo de situaciones también es necesario ser asertivo y aprender a decir no. Debes saber expresar lo que sientes en cada momento y hacerlo de una manera asertiva para que exista un buen equilibrio emocional entre tú y la otra persona, describe Castro. Además, la psicóloga también hace referencia al cuidado de la autoestima para poder avanzar y curar tu salud emocional.

Es necesario trabajar en tu autoestima y saber reforzarla para que, de esta manera, más adelante puedas empezar a salir de tu zona de confort y a hacer cosas que antes no hacías. Esto también te ayudará a darte valor, a ser más valiente y a no tener miedo de lo que pueda pasar en el futuro. Vencer estos miedos, según afirma Castro, es imprescindible para perder la dependencia emocional.

MÁS NOTICIAS

WeLife hoy

Masa muscular a los 50DrunchDictadura de la básculaPalabras contra la ansiedadAgamia

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta

Suscríbete a la Newsletter de WeLife para cuidar de tu cuerpo, tu mente y del planeta